1. Frases
  2. >
  3. Autores
  4. >
  5. John Locke

Frases de John Locke

Frases de John Locke

Filosofo y medico ingles. Fundador del pensamiento empirista junto con otras brillantes mentes de la época. Una corriente que regiría el pensamiento filosófico mundial durante años y que quedaría asentados como una de las principales corrientes de la disciplina. La corriente del empirismo también fue importante para asentar las bases del metodismo científico.

Los hombres olvidan siempre que la felicidad humana es una disposición de la mente y no una condición de las circunstancias.
f t g
La única defensa contra el mundo es un conocimiento perfecto de él.
f t g
El trabajo del maestro no consiste tanto en enseñar todo lo aprendible, como en producir en el alumno amor y estima por el conocimiento.
f t g
La lectura proporciona a la mente sólo materiales de conocimiento; es pensar lo que hace que lo que leemos sea nuestro.
f t g
La esperanza de una felicidad eterna e incomprensible en otro mundo, es cosa que también lleva consigo el placer constante.
f t g
Ningún conocimiento humano puede ir más allá de su experiencia.
f t g
Cada uno es ortodoxo con respecto a sí mismo.
f t g
La noción que a través de los sentidos adquirimos de las cosas exteriores, aunque no sea tan cierta como nuestro conocimiento intuitivo, merece el nombre de conocimiento.
f t g
Dios ha creado al hombre como una animal sociable, con la inclinación y bajo la necesidad de convivir con los seres de su propia especie, y le ha dotado, además, de lenguaje, para que sea el gran instrumento y lazo común de la sociedad.
f t g
Las leyes se hicieron para los hombres y no los hombres para las leyes.
f t g
Dios me libre de las aguas mansas que de las bravas me libraré yo.
f t g
El que quiera seriamente disponerse a la búsqueda de la verdad, deberá preparar, en primer lugar, su mente a amarla.
f t g
Dondequiera que la ley termine, la tiranía comienza.
f t g
Donde no hay ley no hay libertad. Pues la libertad ha de ser el estar libre de las restricciones y la violencia de otros, lo cual no puede existir si no hay ley; y no es, como se nos dice, 'una libertad para que todo hombre haga lo que quiera'. Pues ¿quién pudiera estar libre al estar dominado por los caprichos de todos los demás?
f t g
Ser disciplinado como esclavo crea el temperamento esperado de esclavos... Golpear a los niños y aplicarles otros tipos de castigo corporal no es la herramienta apropiada para quien busca formar hombres inteligentes, buenos y sabios.
f t g
Una mente sana en un cuerpo sano, es una descripción corta pero completa de un estado feliz en este mundo.
f t g
Siempre he pensado que las acciones de los hombres son las mejores intérpretes de sus pensamientos.
f t g
Las nuevas opiniones son siempre sospechosas, y por lo general, criticadas sin otra razón que ser nuevas
f t g
Casi todo lo que habla la historia no es otra cosa sino peleas y matanzas.
f t g
El hombre nace libre pero en todos lados esta encadenado.
f t g
Una señal inequívoca del amor a la verdad, es no mantener ninguna proposición con mayor seguridad de la que garantizan las pruebas en las que se basa
f t g
Las nuevas opiniones siempre son puestas en juicio y encuentran oposición, generalmente, sin ninguna otra razón que la de ser nuevas.
f t g
No hay un solo error que no haya tenido sus seguidores
f t g
Un artista es un hombre que tiene el poder de comunicar su espíritu en claros y oscuros a un trozo de papel y venderlo después a penique y medio el ejemplar.
f t g
La lectura equipa la mente solamente con los materiales para el conocimiento, es pensando como hacemos nuestros esos conocimientos.
f t g
La razón por la que los hombres entran en la sociedad es para preservar su propiedad.
f t g
Aquello que es estático y repetitivo es aburrido. Aquello que es dinámico y aleatorio es confuso. En el medio yace el arte
f t g
Una cosa es mostrar a un hombre que está equivocado, y otra muy distinta es hacerle poseedor de la verdad
f t g
La libertad del hombre en sociedad consiste en no verse sometido más que al poder legislativo, establecido de común acuerdo en el Estado, y en no reconocer ninguna autoridad ni ninguna ley fuera de las creadas por ese poder.
f t g
La noticia que a través de los sentidos adquirimos de las cosas exteriores, aunque no sea tan cierta como nuestro conocimiento intuitivo, merece el nombre de conocimiento.
f t g
Las bestias no abstraen.
f t g
La necesidad de perseguir la verdadera dicha es el fundamento de la libertad
f t g
Tendríamos menos disputas en el mundo si se tomaran las palabras por lo que son, signos de nuestras ideas solamente, y no por ellas mismas
f t g
Toda secta, siempre que la razón le sirva de ayuda, la utiliza alegremente; y cuando le falla se pone a gritar: Es una cuestión de fe que se halla por encima de la razón.
f t g
El conocimiento de los hombres no va más allá de su experiencia.
f t g
No se preocupe por sus dificultades en las matemáticas. yo puedo asegurarle que las mías son todavía mayores.
f t g

Otros autores